Presentaría AMLO proyecto para revertir la reforma energética de 2013

Presentaría AMLO proyecto para revertir la reforma energética de 2013

  • Pemex es la petrolera más endeudada del mundo con más de 100.000 millones de dólares

Ciudad de Méxivo.- El presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que presentaría al Congreso un proyecto para revertir la reforma energética constitucional de diciembre de 2013, si con el actual marco legal no logra fortalecer a las empresas estatales Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

"Sería una irresponsabilidad de mi parte no hacerlo (cambiar la Carta Magna después de 2022); yo no quiero que se privatice el sector energético porque, si no tenemos independencia económica, si no tenemos independencia en nuestros energéticos, no podemos garantizar nuestra soberanía como país independiente, libre", dijo.

La reforma energética puso fin a ocho décadas del monopolio del Estado en el sector energético, que comenzaron con la nacionalización de 1936.

Ese giro constitucional histórico durante el Gobierno anterior, al cual siempre se opuso López Obrador, abrió esa industria estratégica a la inversión de la grandes compañías de todo el mundo, estatales y privadas, para que las dos empresas estatales mexicanas compitieran.

Pemex, la petrolera más endeudada del mundo con más de 100.000 millones de dólares, preservó algunos privilegios, como el control del 80% de las reservas de crudo probadas, que la empresa estatal eligió en solitario en la llamada Ronda Cero de licitaciones.

El 20% de yacimientos restantes se licitó en varias rondas de concursos abiertos, celebrados entre 2015 y 2017, a las que acudieron gigantes de EEUU, Canadá, América Latina, Europa, China, Rusia, Japón y Australia, entre otros.

El jefe de Estado sostiene que la reforma energética debilitó a las dos empresas del Estado mexicano, según informó en sesión celebrada esta semana con los entes reguladores del sector energético.

Las inversiones comprometidas tras la apertura del sector son de muy largo plazo, por ejemplo, en los ricos yacimientos de valioso crudo ligero bajo el lecho marino de aguas profundas del Golfo de México, que requieren lustros para lograr hallazgos y comenzar producción comercial.

Sin embargo, el gobernante está convencido de que la reforma "ha sido un fracaso rotundo" y que Pemex debe volver a explotar los campos maduros terrestres del sureste del país.

López Obrador describe la apertura a las inversiones de decenas de miles de dólares a largo plazo, en la que el Estado firma contratos a cambio de importantes regalías, con o sin riesgo compartido, como "privatizaciones, negocios jugosos, robo, saqueo de los bienes de México, solo en beneficio de particulares".

Con la modernización de las seis refinerías del país y la construcción de una planta nueva que costará 8.000 millones de dólares, el mandatario espera refinar toda la extracción de hidrocarburos, para dejar de importar el 80% de gasolinas que consume su mercado interior y acabar con las exportaciones petroleras.

Publicar un comentario

0 Comentarios