Tras acoso a Wendy Briceño, legisladoras de Morena llaman a autoridades de Sonora a garantizar su seguridad

  • La fiscalía estatal debe llevar a cabo investigaciones y sancionar a responsables del acoso, hostigamiento, violencia e intimidación 

Ciudad de México.-  Diputadas y senadoras de Morena exhortaron a la gobernadora de Sonora, Claudia Pavlovich Arellano, y a la Fiscalía General de Justicia estatal realizar las acciones necesarias que garanticen su derecho a la justicia a Wendy Briceño Zuloaga diputada de Morena y activistas, víctimas de acoso, hostigamiento, violencia e intimidación por parte del personal de seguridad del Congreso de Sonora.

En un comunicado, las legisladoras pidieron sancionar a quien o quienes resulten responsables de esos actos, cuando se manifestaban el pasado 14 de agosto, en el Congreso de Sonora, en contra de la “Ley Olimpia”, por no cumplir con las observaciones generales para proteger la intimidad sexual, así como reconocer, penalizar y prevenir la violencia digital desde la perspectiva de género victimológica.

En un punto de acuerdo, presentado ante la Comisión Permanente del Congreso de la Unión, exponen que autoridades del Congreso de Sonora “demostraron un nulo ejercicio democrático y una grave violación al derecho de manifestarse libremente, reconocido en el artículo 6º de la Constitución, al descalificar, agredir y criminalizar a las manifestantes, entre ellas las activistas Olimpia Coral Melo Cruz y Frida Angélica Gómez, y diputada Briceño Zuloaga”.

Se señala que el rechazo a la “Ley Olimpia” se debía a que limita el derecho a la protesta y defensa de los derechos humanos, además de restringir la libertad de expresión mediante la censura sin una orden judicial y dañar el libre ejercicio de periodistas, en vez de cumplir con el objetivo planteado por la activista Olimpia Coral de penalizar el delito de ciberacoso y violencia digital hacia las mujeres.

El punto de acuerdo señala que a “las manifestantes no solamente se les impidió el paso al congreso estatal, sino que quienes lograron entrar fueron ilegalmente privadas de la libertad, encerradas en el recinto legislativo y custodiadas por los guardias de seguridad sin permitirles regresar con sus compañeras, lo que claramente no sólo atenta contra sus derechos humanos, sino que puso en riesgo su vida”.

Sumado a ello, la legisladora Briceño Zuloaga fue objeto de vigilancia ilegal, al ser seguida por un vehículo desde el día viernes 14 de agosto, y permanece observada en sus trayectos desde ese mismo día, lo que pone de manifiesto las técnicas más bajas de intimidación.

“Aunado a que ha sido víctima de violencia simbólica mediante acoso mediático y calumnias en redes sociales por parte de diversos periodistas y comunicadores sonorenses”.

Resulta inadmisible para legisladoras y legisladores del Grupo Parlamentario de Morena, que se continúen perpetuando hechos de persecución y hostigamiento en contra de la libre manifestación de las ideas, por lo que condenamos los hechos suscitados en contra de nuestra compañera de bancada.

Aseguraron que “la agresión hacia la legisladora por el estado de Sonora, Wendy Briceño, pone de manifiesto la fragilidad de la sociedad ante hechos de violencia de género y sobre todo que la lucha contra la violencia de género debe estar en todos los frentes para la transformación del país”.

Publicar un comentario

0 Comentarios