Ciudad de México.- El Presupuesto de Egresos de la Federación 2020 traiciona a México y pone en riesgo la seguridad alimentaria de los mexicanos, sentenció el diputado Ismael Hernández Deras, al rechazar en nombre de los diputados del PRI el contenido del dictamen del PEF que se aplicará el año próximo.

En la sede alterna donde sesionó la Cámara de Diputados, el legislador señaló que el partido en el poder no argumentó razones; aprobó el presupuesto por instrucción y resultó ser una farsa. “Los productores mexicanos confiaron en la oferta de diálogo y perdieron la confianza en sus autoridades, esa traición va a impactar en la seguridad alimentaria”, advirtió.

Hernández Deras precisó que la autollamada 4t, castiga a quienes producen y generan empleo e infraestructura en el campo mexicano. “El discurso sin recurso, es pura demagogia”, enfatizó el legislador por el estado de Durango.

Señaló que al Presupuesto le quitan casi 20 mil millones de pesos para el 2020, cerca del 50 por ciento del Presupuesto del 2018, la secuela será la falta de competitividad, caída en la recaudación fiscal de la Secretaría de Hacienda, desempleo, encarecimiento de la canasta básica, aumento a la importación de granos, aumento en la migración y la inseguridad.


En su intervención, el diputado Brasil Acosta Peña, del Estado de México, expresó su reconocimiento al Movimiento Antorchista Nacional por su resistencia clara y contundente contra la “cuarta T”, al mantener su plantón y defender las causas populares.

Cuestionó el doble discurso, porque por un lado el Gobierno federal habla de “abrazos no balazos” y por el otro, utiliza la fuerza pública para reprimir.

¿No que ya no más barricadas? ¿no que ya no más granaderos? Le mienten y reprimen al pueblo. Tienen cercada la Cámara de Diputados con un piquete de policías y aquí estamos sesionando en un bunker. Allá está la prueba de que le mienten al pueblo, lo traicionan y en relación con el Presupuesto le roban al pueblo”, denunció Acosta Peña.

Recordó que las obras que exigen los campesinos no son “moches” y como mexicanos que sí pagan impuestos tienen derecho a manifestarse y exigir al Gobierno federal que asuma su responsabilidad: llevar agua al pueblo, construir drenaje, edificar vivienda, construir hospitales. Les dijo: como parte del partido que está en el Gobierno, “háganlo y resuelvan los problemas, aunque sabemos que no lo van a hacer porque mienten”.

El legislador priista hizo cuentas y señaló que, de los 400 mil millones de pesos destinados a programas sociales, divididos entre 130 millones de mexicanos, por día, les alcanza de a 8 pesos. “No van a sacar al pueblo de la pobreza dándole dinero, haciendo un neo-keynesianismo electorero, quieren esa lana para ganar elecciones”, alertó.


En la discusión en lo particular del dictamen, la diputada federal por el Estado de México, Ana Lília Herrera Anzaldo, presentó en bloque 19 reservas al dictamen del PEF 2020 a través de las cuales pretendía incrementar los recursos que se destinan a los municipios, a los institutos médicos de alta especialidad como el Nacional de Cancerología, a fin de apoyar a más personas diagnosticadas con cáncer y para instrumentar programas públicos de salud que atiendan a las mujeres.

Evidenció que la “Legislatura de la Paridad”, como se autodenominó la actual legislatura, “no es congruente con su compromiso de igualdad, pues no garantiza recursos suficientes para las mujeres.

Asimismo, pidió presupuesto para el Programa de Inclusión Digital, Tecnología y Calidad Educativa a favor de los jóvenes; para las escuelas de tiempo completo, a la educación inicial, es decir de la primera infancia, y a las escuelas comunitarias, porque no se les asignó un sólo peso.

Herrera Anzaldo explicó que legislar con prisas dio como resultado un presupuesto clientelar, que evidencía la educación de primera y la de segunda que imparte el Estado, por ejemplo, se crean universidades sin registro, sin planes de estudio, con una sola carrera, lo cual niega oportunidades de desarrollo a los jóvenes mexicanos.


Por su parte, la diputada por el estado de Yucatán, Dulce María Sauri Riancho, presentó tres reservas, a fin de rescatar el Programa Prospera que atendía a 6.5 milones de familias de manera integral en sus necesidades de educación, salud y alimentación y defender el presupuesto de los órganos Constitucionales autónomos.

Calificó de inconcebible, que a la nueva Fiscalía General de la República le quiten mil 500 millones de pesos, a pesar de que es la institución responsable de acabar con la impunidad; también que al Instituto Nacional Electoral, le recorten mil 74 millones de pesos, siendo el órganismo encargado de organizar elecciones pero también, por una reforma Constitucional reciente, sea el que prepare las consultas que coinciden con procesos electorales y la correspondiente a la revocación de mandato.


En un segundo intento por reasignar recursos a las escuelas de tiempo completo, la legisladora Cynthia López Castro, pidió al partido mayoritario no recortar en un 50 por ciento el presupuesto a este rubro.

“Persistir en su decisión perjudica a millones de mujeres trabajadoras, quienes para cumplir con su jornada laboral dejan a sus hijos en las escuelas de tiempo completo y para ser congruentes, Morena y sus aliados están obligados a poner el dinero en la palabra empeñada, defiendan a las mujeres porque hasta ahora no se refleja en el presupuesto”, dijo.

Otro rubro que defendió el Grupo Parlamentario del PRI fue el gasto en caminos y carreteras, que incluye garantizar dinero para su mantenimiento; la diputada por el estado de Veracruz, Anilú Ingram Vallines, planteó que el partido mayoritario no ha dimensionado el alcance de sus decisiones que alejan, cada vez más, el bienestar de la población que tanto pregona, y les dijo: “lástima, tanto poder para no poder”.


A la legisladora por el estado de Yucatán, María Ester Alonzo Morales, correspondió hacer la reserva para procurar una partida en apoyo del sector pesquero; y acusó que la Administración vigente elimina programas para la subsistencia de pescadores y acuacultores  en el país.


En tanto, el diputado Enrique Ochoa Reza   presentó 4 reservas para revertir los ajustes a los órganos de procuración e impartición de justicia, pues al Poder Judicial se le recortan mil 300 millones de pesos en momentos en que se promete resolver el problema de la inseguridad.

La diputada por el estado de Sinaloa, Erika Sánchez Martínez, pidió presupuesto para la comercialización de los productos agropecuarios, dijo que tal parece que la 4T no conoce los postulados básicos de no mentir y no robar.

Por último, el diputado por el estado de México, Eduardo Zarzosa, preguntó a quienes han dicho que la austeridad es lo máximo, en alusión a la sede alterna donde sesionó la Cámara de Diputados: “¿qué sintieron al pisar un lugar ‘fifi’?  desde donde ‘mayoritearon’ el Presupuesto de Egresos de la Federación”.

Les advirtió que la “transformación de cuarta” está destinada al fracaso, los signos ya son latentes, la economía está estancada, la inseguridad crece, no hay inversión, no se generan empleos y ahora aprueban un presupuesto cercenado, donde los más vulnerables son los más afectados como es el caso de los pueblos indígenas.

El Presupuesto de Egresos de la Federación 2020 traiciona a México y pone en riesgo la seguridad alimentaria de los mexicanos, sentenció el diputado Ismael Hernández Deras, al rechazar en nombre de los diputados del PRI el contenido del dictamen del PEF que se aplicará el año próximo.

Publicar un comentario

Author Name

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.