• Abraham Manríquez Santiago, indicó que se debe dar determinación legal a la identidad de las personas con discapacidad auditiva
Ciudad de México.- En el marco del “Día Nacional del Sordo”, la presidenta de la Comisión de Atención a Grupos Vulnerables, Martha Hortencia Garay Cadena (PRI), dijo que es necesario reconocer el lenguaje de señas como un idioma y llevar a cabo acciones para erradicar la discriminación hacia esta población.

“Debemos ser incluyentes y saber que las personas que tienen como primer idioma el lenguaje de señas mexicanas, deben aprender el español como segunda lengua. En este sentido, es importante que México implemente los sistemas de apoyos necesarios para eliminar la discriminación, se respete y se concientice sobre sus necesidades”.

La legisladora explicó que el evento realizado en la Cámara de Diputados, sirve como instrumento para que las personas con discapacidad auditiva transmitan sus necesidades como hablantes del lenguaje de señas.

Refirió que éste es un idioma oficial de México y tiene la misma complejidad que el español o cualquier otro. Es por esto que el Estado mexicano tiene la responsabilidad de fomentarlo y respetarlo tal como se hace con las lenguas indígenas.

Garay Cadena aseveró que es deber de las y los legisladores luchar por sus derechos y ser su voz en la Cámara de Diputados. “Cuenten con nosotros”, enfatizó.

Reconoció el interés de los asistentes por realizar transformaciones profundas a favor de su comunidad. “La sociedad ha sido y seguirá siendo una chispa de cambio”, aseguró.

Del PT, la diputada Olga Juliana Elizondo Guerra, integrante de la comisión, señaló que no hay los medios necesarios para que las personas con discapacidad física se desarrollen, tales como un formato de lectura accesible para los ciegos y formas de comunicación homologadas para sordos. Llamó a diseñar mecanismos adecuados “libres de toda barrera” que alienten la inclusión de este sector.

Exhortó a los ciudadanos y a los legisladores a sumar esfuerzos a fin de que los sectores vulnerables tengan acceso pleno al ejercicio de sus derechos sociales, económicos y con sus capacidades se incorporen a una vida integral y justa. “Se requiere atender a los 7.6 millones de personas que sufren algún tipo de discapacidad, donde el 12.1 por ciento padece una afección auditiva”.

Álvaro Jiménez, presidente de la organización Educación y Social de Sordos, a través de un intérprete, urgió a rescatar la escuela de señas mexicanas. Pidió a los diputados trabajar conjuntamente con esta población para incorporarlos a la vida activa en condiciones de respeto y apoyo.

El presidente del Instituto Mexicano de Lengua de Señas, Abraham Manríquez Santiago, indicó que se debe dar determinación legal a la identidad de las personas con discapacidad auditiva, para establecer claramente las reglas del Estado, a fin de defender sus derechos humanos y satisfacer sus necesidades de educación, salud, trabajo, esparcimiento, cultura, autodeterminación, igualdad de género, derecho a la justicia, a la sexualidad y a la identidad.

Destacó la importancia de esta conmemoración para lograr el reconocimiento y el pleno ejercicio de los derechos de esta población, posibilitar la generación de políticas públicas. Además, aumentar la incidencia de organizaciones en la materia.

En el evento se presentaron actos culturales como obras de teatro y la interpretación del Himno Nacional, todos a través del lenguaje de señas.

En el marco del “Día Nacional del Sordo”, la presidenta de la Comisión de Atención a Grupos Vulnerables, Martha Hortencia Garay Cadena (PRI), dijo que es necesario reconocer el lenguaje de señas como un idioma y llevar a cabo acciones para erradicar la discriminación hacia esta población.

Publicar un comentario

Author Name

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.