•  “Las instituciones de transparencia estamos también para verificar lo que se hizo bien, también la transparencia refiere lo que se hizo en tiempo y en forma”, sostuvo el Comisionado Presidente del INAI
  •  “En eso radica la lógica del Sistema Nacional de Transparencia, no está apostando al mal, esto sí sirve para reflejar lo que es bueno y esa es una expectativa ciudadana que vale la pena tener”, agregó
Mexicali, BC.- Los órganos garantes del país son instituciones incómodas para los gobiernos, pero no son “látigos ni verdugos de los funcionarios”, toda vez que la transparencia también reconoce los aciertos de la administración pública, afirmó el Comisionado Presidente del Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI), Francisco Javier Acuña Llamas.

“Somos instituciones incómodas para quien gobierna, para quien hace sus deberes y, peor aún, para quienes no lo hacen bien.  Naturalmente somos instituciones que están descobijando permanentemente, exhibiendo inevitablemente, exponiendo indiscutiblemente, a quienes debiendo hacer bien lo que hacen, no lo hacen bien”, enfatizó.

En Mexicali, al participar en la Semana Estatal de Transparencia 2019, convocada por el Instituto de Transparencia de Baja California (ITAIPBC), Acuña Llamas manifestó que, esa es la razón por la que los órganos garantes “no son muy queridos entre la clase política”.

“Las instituciones de la transparencia tampoco son látigos ni verdugos de los funcionarios públicos, tampoco tienen la obsesión de estar fastidiándoles la vida ni estar persiguiéndolos por incapaces, no. Las instituciones de transparencia estamos también para verificar lo que se hizo bien, también la transparencia refiere lo que se hizo en tiempo y en forma”, puntualizó. 

Al ofrecer la Conferencia Magistral “Debilidades y fortalezas del Sistema Nacional de Transparencia”, el Comisionado Presidente del INAI insistió que los órganos garantes “no está obsesionados con la ruina de los funcionarios, con que sean expulsados de su trabajo, con que sean maltratados, regañados o severamente llevados a término”.  

Francisco Acuña dijo que, por el contrario, los gobernantes pueden darse cuenta que estas instituciones son buenas, porque les permiten saber cómo sus  colaboradores, su gabinete, funciona de acuerdo con sus indicaciones y puede estar seguro que lo que instruye se hace bien y dentro de los plazos previstos; “en eso radica la lógica del Sistema Nacional de Transparencia, no está apostando al mal, esto sí sirve para reflejar lo que es bueno  y esa es una expectativa ciudadana que vale la pena tener”, apuntó. 

En el evento, efectuado en la sala de Lectura del Departamento de Información Académica (DIA) de la Universidad Autónoma de Baja California (UABC), campus Mexicali, participaron Lucía Ariana Miranda Gómez, Comisionada Presidenta del ITAIPBC y los Comisionados Cinthya Denise Gómez Castañeda y Jesús Alberto Sandoval Franco.

Posteriormente, el Comisionado Presidente del INAI Clausuró los trabajos del Diplomado en Protección de Datos Personales que impartió la UABC.

Los órganos garantes del país son instituciones incómodas para los gobiernos, pero no son “látigos ni verdugos de los funcionarios”, toda vez que la transparencia también reconoce los aciertos de la administración pública, afirmó el Comisionado Presidente del Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI), Francisco Javier Acuña Llamas.

Publicar un comentario

Author Name

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.