• El programa tiene seis objetivos, 37 estrategias y 273 acciones, beneficia el avance de los derechos de las mujeres en su calidad de vida, de su seguridad y de la paz que debe desarrollarse en todo su ciclo de vida.
Ciudad de México.- Ante mujeres representantes de las 32 entidades federativas que atestiguaron la firma del Acuerdo Nacional por la Igualdad entre Mujeres y Hombres, el presidente Andrés Manuel López Obrador aseveró que su administración trabaja por la igualdad y el garantizar derechos para toda la ciudadanía, por lo que “no habrá machismo”.

“La mujer se ha abierto paso entendiendo que la libertad no se implora, se conquista. Ha habido un movimiento en el país que ha ganado espacios y si no hay una actitud machista por parte de las autoridades, el movimiento crece. En este gobierno no apostamos por la desigualdad, dijo en Palacio Nacional.

"Vamos a garantizar derechos como están establecidos en las leyes, en la Constitución y no habrá machismo”, aseveró. 
El acuerdo establece, entre otras cosas, que las mujeres y niñas más pobres y discriminadas siempre estén en el centro de la 4T y del desarrollo del país; más espacios laborales formales, mejores condiciones y más derechos para las mexicanas; garantizar mayor bienestar en la vida de las mujeres y niñas.

Además, que familias y centros de trabajo compartan las labores de cuidado y las mujeres tengan más tiempo propio; la procuración de una mejor atención de salud; trabajar en una nueva cultura por la igualdad de derechos y oportunidad; atender la violencia contra mujeres y niñas.

"No se podría concebir el feminismo sin humanismo, por eso me da gusto que firmemos este acuerdo, no por lo que se va a hacer, sino por lo que ya se está haciendo: garantizar la igualdad entre hombres y mujeres. Esto es evidente y se puede constatar viendo los programas sociales y de bienestar", expresó López Obrador.

La secretaria de Gobernación (Segob), Olga Sánchez Cordero, quien calificó que el acuerdo, que tiene 6 objetivos, 37 estrategias y 273 acciones y que está dentro del Plan Nacional de Desarrollo, servirá para “garantizar una mejor calidad de vida y dignidad de todas las personas”.

Destacó las distintas acciones llevadas en todo el país, entre ellas 32 foros en las entidades, para escuchar a las mujeres, sus demandas y sus propuestas para que el gobierno arrope al sector femenino.

"Hoy vamos a firmar el Acuerdo por la Igualdad, con la firma del presidente y es muestra del compromiso que tiene este gobierno para garantizar una mejor calidad de vida y dignidad de todas las personas”, aseveró la funcionaria.

Además, la titular del INMUJERES, Nadine Gasman, destacó los seis objetivos del acuerdo que beneficiará en el avance de los derechos de las mexicanas, así como en el impulso de una mejor calidad de vida, la salvaguarda de su seguridad y paz.

La firma del Acuerdo por la Igualdad entre Mujeres y Hombres nace de los principios del Plan Nacional de Desarrollo y es muestra de la voluntad transformadora del Ejecutivo Federal de una nueva forma de hacer política en nuestro país, que no sólo mira a las personas, sino que construye con en ellas.

En esta ocasión lo ha hecho con todas las mujeres, pero sobre todo con aquellas que han sido históricamente discriminadas y han enfrentado las mayores desventajas sociales, culturales y económicas, como las mujeres indígenas, afromexicanas, en condiciones de pobreza, con las mujeres con discapacidad, las jóvenes, las niñas, las adultas mayores, transexuales, lesbianas, entre otras. Así lo demuestran ya los distintos programas sociales en donde las mujeres han sido beneficiadas desde el inicio de este gobierno.

Como ejemplos contamos con el programa de Jóvenes Construyendo el Futuro, en donde las mujeres representan casi el 60 por ciento de las becas para la inserción laboral; o el Programa de Apoyo al Bienestar de Niñas y Niños de Madres Trabajadoras, en donde las mujeres representan del 90 por ciento de este beneficio económico; y como ven, en todos los demás también la mayoría son mujeres.

Señor presidente:

Este nuevo modelo de política pública inspirada en su propia convicción de no dejar a nadie atrás y no dejar a nadie afuera sin duda nos obliga a asumir nuestra tarea como servidoras y servidores públicos responsables, capaces, congruentes y al servicio del pueblo.

El diseño del programa que presentamos hoy en forma tiene seis objetivos, 37 estrategias y 273 acciones, beneficia el avance de los derechos de las mujeres en su calidad de vida, de su seguridad y de la paz que debe desarrollarse en todo su ciclo de vida.

En un acto de transparencia y rendición de cuentas, quiero aprovechar este espacio para informar sobre el ejercicio inédito de democracia participativa a la que hacía alusión la secretaria que llevamos a cabo en el Instituto Nacional de las Mujeres de mano de las IMEF y de la ciudadanía para construir el Programa Nacional para la Igualdad entre Mujeres y Hombres, también conocido como Proigualdad 2019-2024.

Durante los meses de julio, agosto y septiembre emprendimos un viaje por las 32 entidades federativas para realizar 32 foros de consulta que llamamos ‘Mujeres trabajando juntas por la transformación de México’, con el objetivo de escuchar las voces de las mujeres mexicanas y conocer sus necesidades, sus intereses, sus demandas, pero sobre todo, señor presidente, para escuchar las propuestas que las mujeres tienen para resolver estas cuestiones.

Durante tres meses recorrimos 22 mil kilómetros, dialogamos de manera horizontal con casi cinco mil mujeres, contamos con la presencia de 13 gobernadores y gobernadoras, y con nueve delegados y delegadas estatales para el desarrollo, que nos mostraron su respaldo y el compromiso, además de realizar acciones decididas y estratégicas para el avance de las mujeres y las niñas en los estados.

Durante estos meses salimos de la lejanía de la institución, de las oficinas y los escritorios para estar en el territorio y encontrarnos con sus historias, con sus anhelos, con sus ideas. Trazamos un verdadero lazo de amistad y de alianzas con las mujeres de México que nos orgullece mucho, nos fortalece y nos da una responsabilidad enorme.

¿Y por qué hicimos esto? ¿Por qué lo hicimos de esta manera?

Porque sabemos que son épocas de cambio, de cambios profundos, porque las verdaderas necesidades de las mujeres están en sus voces y no en un edificio; porque, como usted ha reiterado, señor presidente, no se puede transformar una realidad que no se conoce.

Y rápidamente permítame compartir con usted la historia de una mujer indígena de la región media de San Luis Potosí que nos marcó a todas, una historia entre miles que nos regalaron las mujeres de México, historias que tenemos muy presentes en el Inmujeres y que nos llevamos en el corazón. Son historias que nos transformaron la vida como servidoras y servidores públicos, historias con rostro que jamás se nos olvidaran y que hemos convertido en acciones en el Proigualdad.

Sucedió en el foro de consulta de San Luis Potosí. Mientras se desarrollaba la mesa sobre salud y bienestar, ella decidió hablar para presentarse y comentó: ‘Yo no sabía a qué venía, yo no entiendo de eso que llaman presupuestos, no entiendo lo que son las políticas públicas, desconozco qué son los agentes de cambio, pero hoy he venido a aprender para enseñarle a mis hijas e hijos que podemos hacer las cosas juntos’, y agregó ‘Hoy quiero aportar a todas ustedes lo que yo he hecho para darles de comer a mis hijos con tan poco dinero, a decirles cómo le hago para hacer mis quehaceres sin descuidar a mi madre enferma y a compartir qué hacemos en mi comunidad cuando otras personas se enferman y no hay doctores. Es así como hoy vengo a aportar ideas y ponerme a su servicio para construir cosas para ayudar a los demás’.

Señor presidente:

Estas fueron las anécdotas que encontramos a lo largo y ancho del territorio, y fueron las que nos confirmaron que por más diferencias territoriales, culturales, económicas o sociales que existen en nuestro país, las mujeres comparten una realidad común que las une: su deseo de seguridad y paz, por más y mejores empleos y por resolver los cuidados de su familia, como muy bien apuntó la secretaria.

Escuchamos a las mujeres y en un ejercicio de responsabilidad institucional estamos aquí para devolverles esta voz en forma de acciones y políticas públicas que son horizontales y suyas. Tengan por seguro quienes están aquí presentes que en el Gobierno de México y en el Inmujeres trabajaremos para que estos acuerdos se cumplan.

Amigas y amigos:

México cambió, el gobierno federal cambió y el Instituto Nacional de las Mujeres no es ajeno a este cambio. Prueba de ello es la firma de este Acuerdo por la Igualdad entre Mujeres y Hombres.

La transformación de México se construye paso a paso y no dentro de cinco años, así que haremos día a día hasta no dejar a ninguna mujer atrás y a ninguna mujer fuera.

Muchas gracias y pasamos a presentar el acuerdo que el señor presidente firmará.

‘Acuerdo por la Igualdad entre Mujeres y Hombres.

El gobierno de la Cuarta Transformación, fiel a sus ideales de justicia, honestidad, transparencia y lucha contra la desigualdad, teniendo en el corazón de su ideario a las personas más desfavorecidas y abandonadas por la historia nos comprometemos a trabajar:

Primero. Para que las mujeres y niñas más pobres y discriminadas estén siempre en el centro de la Cuarta Transformación y del desarrollo de México.

Segundo. Para que haya más trabajo formal, mejores condiciones y más derechos para las mujeres.

Tercero. Para garantizar mayor bienestar en la vida de las mujeres y niñas con educación para todas, respeto, no violencia, paz y seguridad.

Cuarto. Para que las familias y los centros de trabajo compartan los trabajos de cuidado y las mujeres tengan más tiempo propio.

Quinto. Para que se procure una mejor atención a la salud de las mujeres a lo largo de toda su vida.

Sexto. Para trabajar juntas y juntos por una nueva cultura nacional basada en los valores y principios de gobierno, la igualdad de derechos y oportunidades para mujeres y niñas.

Firma el presidente constitucional de los Estados Unidos Mexicanos, Andrés Manuel López Obrador’

(FIRMA DEL ACUERDO POR LA IGUALDAD ENTRE MUJERES Y HOMBRES)

Ante mujeres representantes de las 32 entidades federativas que atestiguaron la firma del Acuerdo Nacional por la Igualdad entre Mujeres y Hombres, el presidente Andrés Manuel López Obrador aseveró que su administración trabaja por la igualdad y el garantizar derechos para toda la ciudadanía, por lo que “no habrá machismo”.

Publicar un comentario

Author Name

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.