Sin códice no hay culpable, primer thriller policiaco de Fausto Franco Sosa

Sin códice no hay culpable, primer thriller policiaco de Fausto Franco Sosa

  • Esta novela nos lleva al límite de una confrontación inteligente entre ciencia y policía, conocimiento y autoridad, academia y técnica policiaca, razón y misterio: el escritor
  • Con tu entusiasmo, irás avanzando y un día te encontrarás en un lugar con el que en el pasado te habría costado soñar: Ana Bolox

Mérida, Yucatán.- De la mano de la escritora española Ana Bolox, especializada en novela cozy, el escritor Fausto Franco Sosa ha concluido su primer thriller policiaco, lanzado en edición Kindle, cuyo suspenso está centrado en el hallazgo de un códice maya, la desaparición del documento y del líder del proyecto y… la aparición de un cadáver. Ahí inicia una aventura para encontrar la reliquia y al asesino.

--“Durante más de cuarenta años trabajé en el sector educativo, en diferentes responsabilidades y niveles, así que tuve poco tiempo para escribir; no obstante, publiqué algunos artículos de opinión en rotativo local, algunos textos académicos en una revista especializada y un capítulo en un libro que nos publicó la Universidad Pedagógica Nacional. Todo eso fue el principio de mi proceso de formación como escritor, que se formaliza e intensifica a partir de mi retiro”, narra el escritor en su web.

“Cuando al inicio de este año de pandemia me vi sin empleo, por un momento no supe qué hacer. El no tener que cumplir un horario, pendientes que atender, compromisos en la agenda, puede ser monstruoso.

Hace varios años, más de 10, me preparé para ese momento: tomé clases de pintura al óleo. Quería dedicar mi tiempo a pintar. Tal vez podría vender mis cuadros y con el dinero completar el gasto. Hasta que me enteré que los cuadros se venden mejor cuando son póstumos, salvo contadas excepciones. No soy de las contadas excepciones así que dedicarme a la pintura dejó de ser atractivo”, señala.

--“Me encanta ver cómo progresas (y no sólo en la novela). Con tu entusiasmo, irás avanzando y un día te encontrarás en un lugar con el que en el pasado te habría costado soñar. Mucho ánimo, Fausto. Lo estás haciendo muy bien en todas las facetas”, le escribió personalmente Ana Bolox.

La novela inicia en un rincón de la selva yucateca donde un equipo de arqueólogos halla un códice maya en perfecto estado de conservación. Después de algunos inconvenientes en la excavación y una poco común ceremonia maya el códice desaparece junto con el arqueólogo responsable de la investigación. 

El suspenso está centrado en el hallazgo de un códice maya, la desaparición del documento y del líder del proyecto y… la aparición de un cadáver.

Fausto cuenta que tras su jubilación como profesor, conversó con su esposa qué hacer.

--“Lo platiqué con mi esposa y su sugerencia fue muy sencilla y contundente: ¿Qué te gusta, sabes hacer y has hecho? Dedícate a escribir. Es cierto, muchas veces comenté que me gustaría vivir de escribir. Alguna vez, muchos años atrás, conocí a una persona que se levantaba a las 4 de la mañana, leía los portales de noticias de internet, escribía un par de artículos, los enviaba a su agencia y algunos periódicos. A las 10 de la mañana estaba desayunando con su esposa, con el resto del día libre. Mi comentario, en aquel entonces fue que me gustaría vivir así. Bueno, pues era mi oportunidad.

Claro que con el paso del tiempo yo había cambiado mucho, así que, en lugar de escribir artículos de opinión para la prensa, decidí escribir novelas. Cómo escribir lo aprendí en la educación básica, tengo una computadora que sé usar más o menos bien, en casa tengo el lugar adecuado para sentarme a trabajar en mi proyecto. ¿Qué me podría hacer falta?, cuenta.

La búsqueda del códice se complica con la aparición de un cadáver oculto cerca de un altar de mil años de antigüedad, unos saqueadores que pretenden quedarse con los vestigios prehispánicos y las peripecias para recuperar el bien robado y hallar al asesino. 

--“Esta novela nos lleva al límite de una confrontación inteligente entre ciencia y policía, conocimiento y autoridad, academia y técnica policiaca, razón y misterio. Una aventura con emociones que lo mantendrán en suspenso hasta el final”, promete el escritor.

Publicar un comentario

0 Comentarios