Proyecto de PEF 2021, prudente y razonablemente expansionista: Marco Medina

  • La salida a la crisis es distinta a sexenios anteriores, destaca 

Ciudad de México.-  El diputado Marco Medina (Morena) aseguró que el proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) para 2021, tiene un incremento estimado del gasto neto del 3.5% nominal y 0.1% real.

En cuanto al balance primario (ingresos menos gastos excluyendo los costos financieros), tiene un pronóstico de 0.0% en relación al PIB para el año 2021, contra un proyectado superávit primario del 0.2% en este año 2020 (recordemos que el aprobado fue de 0.7%).

A través de un comunicado, el también secretario de la Comisión de Hacienda y Crédito Público, enfatizó que “esto habla de la prudencia en los gastos operativos del Estado, que no irán más allá de las posibilidades de recaudación que se prevén”.

Incluyendo el servicio de la deuda, en 2021 se proyecta un balance público de -2.9% del PIB, así como un balance público sin inversión de -0.7%. “En este sentido, existe un desarrollado plan de inversión pública que crecerá gracias a un aumento de 5.3% en términos reales. Este plan incluye los proyectos que ya se pusieron en marcha, y otros en donde se conjuntarán los esfuerzos con la iniciativa privada.

“Por lo tanto, el PEF propuesto para este año no sólo contiene elementos de prudencia por la situación de la emergencia sanitaria y la crisis económica que ha surgido de ella, sino que es razonablemente expansionista y ayudará, sin duda, a la recuperación económica de la crisis provocada por la pandemia del Covid-19, lo cual contradice varios análisis que concluyen que dicho presupuesto es ‘contraccionista’ y, por tanto, sería un freno para la recuperación económica”.

El diputado por Veracruz destacó que el Paquete Económico 2021 mantiene la estrategia con que inició el actual gobierno: el cuidado de las finanzas públicas sanas, no recurrir al aumento de impuestos, no incrementar por la acción pública la deuda, si bien ésta se ha incrementado por la variación en el tipo de cambio y no por haber incurrido en gastos excedentes al plan presupuestal.

“Esto ha permitido que se enfrente en mejores condiciones que muchos países la situación creada por la pandemia”.

“La salida a la crisis que enfrentamos no se está dando con mayor contratación de deuda ni aumentando impuestos, pero tampoco afectando los derechos de los trabajadores del Estado ni reduciendo los programas sociales, contrariamente a las prácticas de sexenios anteriores durante crisis similares.

“Incluso se refuerza el matiz humanista de la 4T, mediante el incremento presupuestal al sector prioritario de la salud, que será del 9.1%. La austeridad no es para contener el gasto, sino para expandirlo prudentemente en programas sociales y obra pública. El esfuerzo del Estado para sufragar el cambio de política económica y enfrentar la pandemia seguirá priorizando las directrices de austeridad, el combate a la evasión fiscal y la lucha contra las ‘factureras’”, precisó.

Por último, frente a los análisis alarmistas cabe recordar dos cosas: “Los datos económicos negativos que presenciamos actualmente son el resultado de una coyuntura externa que va más allá de las políticas del actual gobierno. Aun así, dichos factores negativos externos están siendo contenidos gracias a las acertadas políticas económicas y sociales, entre las cuales destaca este Paquete Económico 2021”.

Publicar un comentario

0 Comentarios